Frases célebres Aristóteles III

Aristóteles vuelve a Macedonia y, por encargo de su querido amigo Filipo, se hace cargo de la educación del hijo de éste, el famoso Alejandro Magno, de quien finalmente se alejará motivado por profundas e ineludibles diferencias políticas. Depuesto y condenado a muerte Hermías, Aristóteles se retira a Lesbos, donde redactará una obra dedicada a la memoria de su querido y desafortunado amigo. Tras la muerte de Filipo, Alejandro se hace con el cargo de su padre e inicia los preparativos para una enorme expansión militar hacia Oriente. Aristóteles decide marcharse de nuevo a Atenas en busca de nuevos aires y otros quehaceres.
Frases filósoficas de Aristóteles
"El entendimiento es una tabla lisa en la cual nada hay escrito."

"El fin de la ciencia especulativa es la verdad, y el fin de la ciencia práctica es la acción."

"El género humano tiene, para saber conducirse, el arte y el razonamiento."

"El hombre más poderoso es aquel que es totalmente dueño de sí mismo."

"El hombre nada puede aprender sino en virtud de lo que sabe."

"El hombre que se mantiene en el justo medio lleva el nombre de sobrio y moderado."

"El hombre solitario es una bestia o un Dios."

"El instante es la continuidad del tiempo, pues une el tiempo pasado con el tiempo futuro."

"El mando de muchos no es bueno; basta un solo jefe."

"El miedo es un sufrimiento que produce la espera de un mal."

"El que posee las nociones más exactas sobre las causas de las cosas y es capaz de dar perfecta cuenta de ellas en su enseñanza, es más sabio que todos los demás en cualquier otra ciencia."

"El sabio no dice nunca todo lo que piensa, pero siempre piensa todo lo que dice."

"El ser es aquello sin lo cual nada es."

"El único Estado estable es aquel en que todos los ciudadanos son iguales ante la ley."

"En las adversidades sale a la luz la virtud."

"En realidad vivir como hombre significa elegir un blanco -honor, gloria, riqueza, cultura- y apuntar hacia él con toda la conducta, pues no ordenar la vida a un fin es señal de gran necedad."

"Enseñar no es una función vital, porque no tiene el fin en sí misma; la función vital es aprender."

"Es absolutamente imposible demostrarlo todo."

"Es de importancia para quien desee alcanzar una certeza en su investigación, el saber dudar a tiempo."

"Es evidente que todos los fines no son fines perfectos. Pero el bien supremo constituye, de alguna manera, un fin perfecto."


Frases célebres Aristóteles






Usamos cookies propias y de terceros para mostrar publicidad personalizada según su navegación. Si continua navegando consideramos que acepta el uso de cookies. Politica De Privacidad